15 junio 2006

Hablar desde la experiencia

Photobucket - Video and Image HostingSi hay algo que odio en esta vida es la gente que habla de todo sin saber (o molestarse si quiera en conocer) de lo que habla.
Gente que nos dice cómo educar a los hijos sin ser padres/madres.
Personas que nos dicen como afrontar enfermedades sin padecerlas o contar entre ellos con algún familiar, amigo o conocido que las padezca.
Visionarios subjetivos de realidades no contrastadas que oyen campanas pero no saben donde.
Dentro de estos últimos están los que hablan, por poner un ejemplo reciente, que en la concentración del sábado 10J en Colón, había de todo menos víctimas. Esta persona, ha obviado desde luego a D. Gabriel Moris, padre de un hijo que murió el 11M o a Dª Teresa Jiménez Becerril, hermana del concejal sevillano del PP asesinado junto a su esposa y que dejó huérfanos a tres niños (entre otros).
Pero los que estábamos ese día ahí, no queremos la paz. Disfrutamos sufriendo. Este es el ejemplo más contundente de la diversión que desde hace 30 años han tenido miles de víctimas. Si tras su lectura ,(los que aún no hayan tenido oportunidad de oirlo o leerlo con anterioridad),alguien es capaz de pensar que esto es obra de una facción ultraderechista de la ciudadela en que dicen, se ha convertido Madrid, y que allí no había nadie con derecho a hablar con propiedady que sólo buscamos venganza y entorpecer la labor del gobierno central, está faltando a la verdad.

DISCURSO DE TERESA JIMÉNEZ BECERRIL EL 10J


“Ante todo quiero agradecer al presidente de la AVT José Alcaraz por permitirnos organizar este acto. Todos, victimas y no victimas, podemos expresar lo que sentimos, algo que cada vez resulta más difícil. Gracias a todas las asociaciones, a los foros, a todas las fundaciones que se unen hoy en esta concentración. Sobre todo, de todo corazón, a todos vosotros, que sin ser victimas del terrorismo os sentís víctimas. Lo tengo que decir, porque en la manifestación de febrero cuando gritabais: "¡No estáis solos", vuestros gritos me daban alas y gracias a vosotros porque las víctimas vivimos un ambiente hostil y estamos llegando a no estar seguros -cuando hablamos- de nuestros sentimientos. Por tanto gracias porque esto para nosotros es nuestra fuerza... (Aplausos. Gritos) -No estais solos- ...Dadas las gracias a todos vosotros, quería decir por qué estoy aquí: Yo estoy aquí porque
ETA mató a mi hermano y a su mujer el 30 de enero de 1998. Alberto Jiménez Becerril era concejal del Ayuntamiento de Sevilla y Teniente de Alcalde. Tenía 37 años y lo mataron junto a su mujer cuando volvían de tomarse una cerveza al lado de su casa. En su casa le estaban esperando 3 niños de 4, 7 y 9 años que no volvieron a verlos... (Gritos –asesinos, asesinos-) ...Mi madre cría desde entonces a esos niños y la desesperación por la muerte de un hijo, no le ha quitado la valentía de sacar a sus nietos adelante. ¡La ETA no ha podido con mi madre!.... (Aplausos, hacen saludar a su madre que estaba en el estrado.) ...Mi cuñada Ascen, el día que la asesinaron, llevaba 3 flores en la mano porque al día siguiente se celebraba en los colegios la jornada de la paz. Esas flores se quedaron en el suelo manchadas de sangre. Seguro que eran más auténticas que las que entregaron el otro día en el Congreso... (Aplausos .)..Mis sobrinos no pudieron celebrar al día siguiente el día de la paz, como tampoco celebrarían esta paz si tuvieran edad de comprender. Como yo tampoco comprendo esta paz que nos están imponiendo a marchas forzadas. En Italia, donde vivo, me preguntan a menudo, cuando saben lo que le pasó a mi
familia: ¿Y ustedes que hicisteis?. Y yo les digo: ¿Nosotros?... Nada. Llorar... e intentar que los hijos de mi hermano no llorasen...
(Aplausos emocionados.) ...Por eso nadie puede venir y decirme ahora -ni ningún obispo, ni ningún presidente de
gobierno-
que tenemos que ceder, que si los dos bandos tienen que ceder, que si ha habido mucho sufrimiento por ambos bandos... ¡Pero ¿qué bandos?! ¡Pero ¿qué conflictos?!... ¡Pero ¿qué paz?! (Aplausos. Gritos) -No es paz, es rendición- -(Asesinos, asesinos-.) ...Sr. Zapatero, no tiene usted mi bendición para buscar una paz como sea. Usted tiene que buscar una paz que yo pueda explicarle a mis sobrinos el día que me pregunten cómo acabó ETA. Con esta paz que ustedes nos están presentando, cuando me pregunten como acabó la ETA, yo les tendré que decir, no, la ETA no acabó, la ETA nunca se rindió, lo que pasó fue que el gobierno que entonces había, aceptó lo que -cuando mataron a tus padres- era inaceptable... (Aplausos.) ...Y si quiere usted señor Zapatero, visto que yo no se lo puedo explicar, le mando a mis 3 sobrinos a la Moncloa y le dice usted en la cara por qué está siendo usted tan complaciente con quienes ordenaron la muerte de sus padres... (Aplausos.) ... Termino diciendo que me alegro mucho de que tantísima gente no le haya hecho caso a José Blanco cuando dijo que esta manifestación era inoportuna, que este era el momento de la reflexión y de la serenidad. Yo no puedo estar serena. A mí no me callan. A mí me callaron en el homenaje hace 6 meses que le dieron a mi hermano (todos los años se le da) por el octavo aniversario. Y me callaron. El presidente de la FUNDACIÓN ALBERTO JIMÉNEZ BECERRIL -alcalde de Sevilla- no permitió que yo hablase después de que había venido de Italia para hacerlo... ¿Y saben ustedes por qué me callaron? Pues me callaron porque en ese acto no querían que yo hablase porque ellos querían presentarse ellos como los que buscaban la paz y nosotros como los que la despreciábamos. Por eso no me permitieron hablar. Porque yo era la voz de su conciencia. Porque las víctimas somos la voz de sus conciencias... -(aplausos-) ...Pero hoy no me callan a mí, no callan a nadie de los que están aquí. No nos callan a ninguno de nosotros.
Porque: Lo que para ellos es rencor, para nosotros es MEMORIA. Lo que para ellos es venganza, para nosotros es JUSTICIA. Lo que ellos dicen que es intransigencia es, simplemente, DIGNIDAD. Gracias.”
(Aplausos y fin de la intervención)




Escuchando GIUSSEPPE VERDI "Passiangero"

3 comentarios:

Ro dijo...

Un nudo en la garganta se me ha puesto cuando leía "Usted tiene que buscar una paz que yo pueda explicarle a mis sobrinos el día que me pregunten cómo acabó ETA...." Q duro, muy duro.
Bss.

Penurias dijo...

Creo que no puedo añadir más. Este discurso lo dice todo. Me duele el alma cuando sale este tema...
Besitos

Mardolo dijo...

RO: Yo que la vi mientras hablaba, no pude evitar las lágrimas. Testimonios como estos no dejan indiferentes a nadie, o por lo menos no deberían.
Un abrazo.
PENURIAS: Que la gente manipule un testimonio tan real y lo tiña de color político me duele muchísimo. Es la voz de las víctimas y la gente prefiere mirar hacia otro lado... No puedo evitar sentirme mal y mi única forma es manifestándolo así.
Un besazo.